Facebook Twitter Instagram Youtube Glass Anterior Siguiente

La punta es celeste

27 marzo, 2019 Uruguay

Con un juego inteligente, ordenado y efectivo, la selección uruguaya sub 17 logró imponerse por 2 tantos contra 1 a su similar de Colombia, en el encuentro que abría la jornada final de la fecha 3 en el Estadio de la Universidad Mayor de San Marcos.

Al encuentro se dieron cita las hinchadas de ambos países, las cuales de principio a fin no dejaron de alentar a sus compatriotas, haciendo de este un partido emocionante en todo momento. Los ‘charrúas’ supieron revertir un marcador en contra, pues a los 7 minutos de la primera mitad, el árbitro del encuentro pitó un penal a favor del cuadro cafetero, penal que el volante Andrés Arroyo se encargó de colocar en el fondo de las redes venciendo al golero Lukas González.

De ahí en más, el elenco uruguayo tomó posesión del partido ante los ojos del aturdido elenco colombiano, quienes no pudieron sostener el marcador, dejando así que el cuadro uruguayo encuentre el empate en el minuto quince del primer tiempo. El tanto llegó por intermedio de Alexander Machado, quien tras un centro de Santiago Cartagena, empujó el balón al fondo del pórtico, poniendo todo igual. Ya casi al término del primer tiempo, Uruguay encontró el gol de la ventaja sobre Colombia. A los treinta y ocho minutos, por obra de Santiago Cartagena, aquel que había generado el centro que a la postre terminaría en el primero gol.

En el segundo tiempo ambos elencos salieron más ofensivos, generando situaciones de peligro en ambos arcos, situaciones que fueron bien resueltas por los defensas y los mismos guardametas, quienes se ocuparon de que el marcador se quede como en el primer tiempo.

Este resultado termina dándole al cuadro charrúa la virtual clasificación al hexagonal final del Sudamericano Sub 17 disputado en Perú y pone la soga al cuello al elenco cafetero, quienes deben salir con todo en los próximos dos encuentros que disputarán. Aún quedan partidos por jugarse y todo puede suceder en el grupo B, nada está definido.

P